¿Cómo tener un Buen Día?

rawpixel-760030-unsplash

Durante dos décadas trabajé en la venta de servicios y un buen día era determinado por mi buena actitud, al escuchar asertivamente, lograr conexiones auténticas y  permitirme ponerme en el lugar  de los demás entendiendo sus necesidades.  Sin embargo, pese a tener claro que mi actitud era decisiva, otros días si que me levantaba con el pie izquierdo….o por lo menos eso creía yo.

Por supuesto hasta ese momento jamás había escuchado hablar de la formación reticular de nuestro cerebro y mucho menos era consciente de que mi actitud no estaba determinada por lo que me sucedía sino por cómo yo interpretaba la situación en ese momento, influenciada por mi estado de ánimo, mi emocionalidad y mis pensamientos.

Mis días transcurrían entonces al vaivén de las circunstancias, en los afanes, los pendientes, el tráfico y el estrés crónico, lo que yo consideraba normal pese a que ya incluso había somatizado en mi cuerpo algunas dolencias, pero aún sin ninguna consciencia del impacto que las emociones negativas precedidas de pensamientos pesimistas estaban ocasionando en mi vida.

Hoy está demostrado científicamente que nuestro cerebro a través de las funciones de La formación reticular forma la red sobre la cual se sostiene y se construye la conciencia y el aprendizaje y es la responsable de la interpretación de la información percibida mediante los órganos de los sentidos, produciendo que transformemos la motivación en acción y en éste contexto crea nuestra realidad.

En éste sentido cada pensamiento generará una emoción en nosotros que impactará nuestra realidad cada día  y dependerá sólo de nosotros entrenar nuestro cerebro a vivir en en el presente poniendo el filtro del optimismo ya que así no tengamos control de lo que ocurra, si podemos elegir la manera de asumirlo, ya que la felicidad y lo que atraemos no depende de lo que nos sucede, sino de cómo decidimos vivirlo.

Entonces, ¿Cuántos buenos días tendrás éste año?

El día de hoy no fue un buen día.
Y no me trates de convencer que
Hay algo bueno en todos los días
Porque cuando miras de cerca
En este mundo existe la maldad.
Aunque
Hay algo de bondad que brilla a través de la maldad de vez en cuando
La felicidad y la satisfacción no son duraderas.
Y no es verdad que
Todo está en la mente
Porque
La felicidad verdadera se puede obtener
Solo si lo que te rodea es bueno
No es cierto que lo bueno existe
Estoy seguro que estás de acuerdo que
Mi realidad
Crea
Mi Actitud
Todo está más allá de mi control
Y tu nunca en un millón de años me oirás decir que
El día de hoy fue un buen día.

Si ya acabaste de leer éste poema, ahora te invito a que lo leas de abajo hacia arriba…..¿Qué cambio?

Fuente: https://medium.com

Photos by rawpixel on Unsplash

Si te gustó éste post, dale clic en me gusta y ¡compártelo!

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.