Ansiedad por el Dinero

alexander-mils-lCPhGxs7pww-unsplash (1)

Para este momento ya todos nos hemos dado cuenta que la vida cambia de un momento para otro.  Sí, la vida es así, impredecible e imperfecta.

Cambios que en muchas ocasiones de nuestra vida personal hemos podido negar, aferrándonos a nuestras zonas de confort, lo que ahora con un desafío colectivo de tal magnitud, no es una posibilidad y nos obliga a confrontar la realidad.

Realidad que trae consigo las consecuencias del manejo que hayamos dado al dinero. Con lo cual lo normal es recordar lo que hemos hecho en situaciones similares en el pasado para afrontar la situación en el presente, validando y reafirmando nuestras creencias. Empero, sin negar que nuestro pasado ha determinado nuestro presente financiero, lo que recordamos, es solo nuestra percepción subjetiva de las experiencias que hemos tenido con el dinero.

Así, algunos de nosotros estaremos atesorando los gratos momentos, olvidando de forma selectiva aquellos que juzgamos como malas rachas, sin darnos cuenta que quizás esos recuerdos no se ajustan a la realidad, o le damos una mayor importancia de la que realmente tuvieron.

En donde esta idealización de los periodos de bonanza, nos lleva a vivir en un pasado ya inexistente de riqueza, con el deseo de que todo pudiera ser como era, asumiendo que ese momento fue mejor, e impidiéndonos ver la realidad actual tal y como es.

Otros por el contrario sin tampoco abandonar el pasado, nos martirizamos por nuestra situación actual, lamentándonos por las carencias con las que convivimos, victimizándonos por las circunstancias que tuvimos, arrepintiéndonos de lo que no hicimos o culpándonos por lo que debimos haber hecho.  Lucha estéril, ya que por más que lo deseemos, el pasado no se puede cambiar.

Independiente de si tenemos un buen o mal recuerdo del manejo que dimos a nuestro dinero, fantasear con frecuencia sobre esto, se convierte con el tiempo en un mecanismo para evadir la realidad en el presente y negar lo que podemos hacer hoy.

Por otro lado, aunque soñar no tiene nada de malo y de hecho puede ser algo positivo como motivación; nos lleva a vivir en el futuro, desear algo que no tenemos y distorsionar nuestra realidad en el presente, enviando una fuerte señal a nuestro cerebro, haciendo que solo vea la carencia de lo que creemos que debemos conseguir para tener una vida mejor.

Activando nuestra alerta de supervivencia, que nos hundirá en la preocupación, el estrés y la ansiedad por lo que no tenemos, lo que en muchas ocasiones nos bloqueará para encontrar las soluciones que necesitamos hoy y actuar en el presente, o peor aún llevarnos a la queja o la victimización, esperando que alguien resuelva nuestra situación.

Solo hasta que soltamos el pasado y el futuro, aceptando que nuestras vida cambió y no será más la que tuvimos antes de superar esta crisis, empezaremos a vivir en nuestra realidad y cuanto antes lo hagamos mejor.

Así, de paso podremos ver que no solo nuestra vida, sino la vida de todos cambió, comprendiendo que cada quien está enfrentando sus propios desafíos y que la única opción que tenemos, es responsabilizarnos por nosotros mismos, para tomar las decisiones financieras que debamos tomar, partiendo por conocer cuál es nuestra situación real actual.

Para lo cual este EBOOK GRATIS que pongo a tu disposición, y que pese a que no lo escribí para esta crisis, hoy cobra especial importancia, para ayudarte a dar ese primer paso para empezar a poner orden a tus finanzas.

Recíbelo GRATIS en tu email, haciendo clic en el siguiente link 👇

https://mailchi.mp/2b2e74db7ca5/ebookgratis-dailymoneytools?fbclid=IwAR2F1QFZ8tqvm0xghiRkszMvaisL0Hr6pCX_Ex66UO6fzI_iPcygDD9aY7Q

Confía ¡Aún estás a tiempo! Centra tu atención en lo que puedes hacer hoy, para tener la posibilidad de que sean tus acciones presentes, las que determinen tu situación futura y no tu pasado.

Photos by Ben White and Alexander Mils on Unsplash

 

 

Anuncios

Un comentario en “Ansiedad por el Dinero

  1. Pingback: Ansiedad por el Dinero — Daily Money Tools -

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.